Renueva fácilmente la tabla de planchar

Planchar no es una de las tareas que mas nos gusta, y ni que hablar si nuestra tabla de planchado está arruinada o en mal estado. Te proponemos renovar tu tabla de planchar de forma fácil y rápida con pocos materiales. Toma nota.

Renueva fácilmente la tabla de planchar, materiales

Vanos a necesitar los siguientes materiales:

  • Engranpadora
  • Tela con diseño a elección
  • Tijeras
  • Pinzas
  • Goma espuma de 1,5 cm de espesor

Renueva fácilmente la tabla de planchar, paso a paso

Para comenzar con nuestra manualidad, lo primero que vamos a hacer es retirar la tela y la goma espuma vieja. Para ello con mucha paciencia y ayuda de unas pinzas vamos a ir retirando primero la tela y luego los ganchos. Paso siguiente debemos asegurarnos que la tabla quede limpia, libre de pegamento o polvillo para poder trabajar cómodamente.

Una vez que tenemos nuestra tabla ya limpia y sin restos viejos de material, vamos a tomar la goma espuma y la acomodamos sobre la tabla de planchado para tomar las medidas que necesitaremos. Sugerimos cubrir muy bien la tabla, y dejar un buen espacio de margen para luego fijarla correctamente con la engrampadora.

Una vez que tenemos la goma espuma fijada con la engrampadora y perfectamente colocada procederemos a añadir la tela.

Para ello vamos a proceder de la misma manera que con la goma espuma. Colocamos al tela sobre la tabla, dejamos márgen suficiente para cubrirla completamente, y recortamos la tela.

Es importante tomar bien las medidas, para que nos quede una pieza perfecta.

Damos vuelta la tabla, y por el lado inferior engrampamos la tela, tensando muy bien para que no queden pliegues.

Finalmente y cuando ya hemos colocado todas las grampas, damos vuelta nuestra tabla de planchar y volvemos a instalar sobre su pie o caballete, tal cual estaba antes de renovarla.

Nota: Si no te animas a trabajar directamente con la engrampadora, para conseguir un trabajo bien prolijo, puedes ayudarte de aguja e hilo, e ir consiendo previamente los materiales para darles la forma exácta con un hilván, y luego proceder a engrampar y fijar los mismos.