Gesso, como utilizarlo

gesso

Antes de contarte como utilizar el gesso, un material que seguro alguna vez habrás escuchado nombrar, queremos contarte un poco de que se trata, y en que casos se utiliza. En pintura las imprimaciones con gesso, suelen ayudarnos a mejorar las superficies de trabajo, e incluso en muchos casos a darles textura.

¿Que es el gesso?

El gesso es una especie de pasta, parecida al enduído plástico, que se utiliza para preparar superficies antes de pintarlas. Está formulado a base de pigmento blanco y latex, lo que le da una propiedad impermiabilizante, que además nos ayuda a mejorar superficies porosas y dar textura en el caso que sea necesario.

El gesso se puede aplicar sobre liezo antes de realizar una pintura, sobre superficies de yeso, para curar la porosidad, y en muchos casos para realizar texturas o endurecer piezas.

Gesso, como utilizarlo, materiales

Vamos a necesitar los siguientes materiales:

  • Una superficie de lienzo, madera, o cartón
  • Pinceles
  • Agua
  • Trapos
  • Gesso

Gesso, como utilizarlo, paso a paso

Comenzar a trabajar con gesso es relativamente fácil, ya que es el primer paso para preparar piezas o superficies antes de la pintura final.

En éste caso, vamos a humedecer el pincel con el que trabajaremos, y suavemente retiraremos el excedente de agua con ayuda de un trapo o paño.

Hecho esto, vertemos un poco de gesso sobre la superficie a tratar, y comenzamos a esparcir con ayuda de nuestro pincel húmedo, siempre en la misma dirección para obtener un acabado perfecto. Puedes hacerlo vertical, horizontal o en diagonal, pero siempre en la misma dirección para que cubra de forma pareja.

Toda la superficie a trabajar nos debe quedar pareja y cubierta con una fina capa de gesso, pero en el caso de necesitar una mayor consistencia, podemos volver a aplicar de la misma manera, repitiendo los pasos, una vez que la primer capa esta seca.

Luego de la aplicación del gesso, una vez seco, se pueden realizar las más variadas técnicas de pintura sobre las superficies tratadas.

Para obtener bases lisas, en el caso de aplicar sobre maderas o piezas de yeso, una vez seca la imprimación con gesso se puede lijar.