Fertilizante natural con cáscara de huevo

fertilizante con cáscara de huevo

Cuando de cuidar nuestras plantas se trata, muchas veces recurrimos a fórmulas mágicas y fertilizantes que adquirimos en los viveros, pero en la mayoría de los casos, los mismos son muy eficaces pero poco económicas. Existen muchas formas de fertilizar y potenciar el crecimiento de nuestras plantas de forma natural, con productos que tenemos al alcance de nuestra mano., como en éste caso que te enseñamos a utilizar como fertilizante, la cáscara del huevo.

¿Que necesitamos para preparar nuestro fertilizante natural?

Muy simple, solamente necesitamos guardar las cáscaras de los huevos que utilizamos diariamente en la preparación y elaboración de nuestros alimentos.

Como utilizar la cáscara de huevo para fertilizar las plantas

Una vez que tenemos las cáscaras de huevo, vamos a proceder a aplastarlas un poco dentro de un recipiente profundo que nos permita cubrir las mismas con agua, y vamos a dejarlas en reposo a temperatura ambiente, aproximadamente unos 5 a 7 dias.

La proporción ideal para preparar este fertilizante muy eficaz, es utilizar dos cáscaras de huevos grandes por litro de agua, para obtener el líquido que luego usaremos para mantener nuestras plantas.

Pasados los 5 o 7 días, vamos a colar el líquido obtenido y filtrar a un envase limpio.

Este preparado a base de cáscara de huevo, le aportará a nuestras plantas, magnesio, fósforo y calcio, minerales muy saludables para mejorar el crecimiento y la apariencia de nuestras plantas.

Además es excelente para neutralizar el pH del suelo y contrarrestar el ácido que puede tener la tierra, y que muchas plantas no necesitan.

Nota: También se pueden moles las cáscaras de huevo hasta obtener una especie de polvo, que luego se puede utilizar como fertilizante, mezclado con la tierra, al momento del transplante, o cambio de macetas.