Cuadrados de coco glaseados

Si te gusta el coco, esta receta seguramente va a ser una de tus preferidas. Utilísima te trae unos deliciosos cuadrados de coco glaseados, ideales para consumir a cualquier hora del día, e el desayuno, la merienda, y porque no también disfrutarlos como bocaditos dulces a la hora del postre.

Cuadrados de coco glaseados, ingredientes

Para estos exquisitos Cuadrados de coco glaseados, vamos a necesitar los siguientes ingredientes:

  • 320 gramos de Harina 0000
  • 50 gramos de Almidón de maíz (Maicena)
  • 3 cucharaditas de Polvo de hornear
  • Sal una pizca
  • 230 centímetros cúbicos de Aceite neutro
  • 450 gramos de Azúcar impalpable cernida
  • 4 Yemas
  • 4 Claras
  • 2 cucharadas de Extracto de vainilla
  • 120 centímetros cúbicos de Leche de coco
  • 120 centímetros cúbicos de Leche
  • 125 gramos de Coco rallado
  • ¼ cucharada de Cremor tártaro
  • Para la cobertura:
  • 300 gramos de Azúcar impalpable
  • 3 cucharadas de Leche de coco

Cuadrados de coco glaseados, preparación paso a paso

Precalentar el horno a 160 grados y lubricar un molde rectangular no muy profundo con rocío vegetal.

En un bol, mezclar la harina, el almidón de maíz, el polvo de hornear y la sal, y cernir todo.
Por otro lado en un recipiente mezclar las dos leches y reservar.

En otro bol, batir bien el aceite con el azúcar impalpable hasta lograr una crema homogénea de color bien claro. Agregar las yemas una a una, batiendo muy bien para integrarlas luego de cada incorporación. Añadir la esencia de vainilla.

Bajar la velocidad de la batidora y comenzar a agregar los ingredientes secos alternando con la mezcla de las leches. Una vez que tenemos todos los ingredientes bien integrados, proceder a incorporar el coco rallado.

Batir las claras con el cremor tártaro y cuando están duritas, incorporar a la preparación anterior con movimientos envolventes, de forma suave, para no perder volumen en nuestra preparación.
Llevar al horno por unos 40 minutos, o hasta que al introducir un palillo el mismo salga completamente seco.

Sacar y dejar enfriar la preparación dentro del molde. Una vez frío, desmoldar.

Batir el azúcar impalpable para la cobertura con la leche de coco y bañar la preparación una vez que esté fría. Dejar que se seque bien y cortar luego cuadrados de tamaños iguales.