Croquetas de espinaca y queso roquefort

Hoy en Utilísima, te proponemos éste plato sencillo y rápido de preparar, ideal para sorprender a nuestros pequeños e integrar los vegetales a su dieta. Las Croquetas de espinaca y queso roquefort, son realmente exquisitas y muy tentadoras, no dejes de probarlas y comentarnos que te parecieron.

Croquetas de espinaca y queso roquefort, ingredientes

Para estas Croquetas de espinaca y queso roquefort vamos a necesitar los siguientes ingredientes:

  • 1 bolsa de 250 gramos de espinacas congeladas
  • 100 gramos de queso azul
  • 1 litro de leche
  • 100 gramos de manteca
  • 130 gramos de harina
  • Pan rallado
  • 2 huevos
  • Nuez moscada
  • Aceite de oliva
  • Sal y Pimienta a gusto

Croquetas de espinaca y queso roquefort, procedimiento paso a paso

Comenzaremos cocinando las espinacas con abundante agua y sal. Escurrir, dejar enfriar y reservar.

Por otro lado debemos preparar una salsa bechamel bien consistente, para ello, colocaremos la manteca, hasta derretirla y luego agregaremos la harina para formar una especie de pasta a la que luego agregaremos la leche sin dejar de revolver, para evitar que se formen grumos. Cocinar a fuego bajo hasta que quede bien espesa. Salpimentar a gusto y agregar la nuez moscada. Dejar enfriar.

En la procesadora, colocaremos la salsa bechamel bien espesa fría, junto a las espinacas bien escurridas, y el queso roquefort, procesar hasta obtener una pasta bien homogénea.

Con la ayuda de una cuchara y las manos, realizar las croquetas con la preparación obtenida, luego pasarlas por huevo y pan rallado.

Freír en abundante aceite bien caliente hasta dorar. Retirar y colocar las Croquetas de espinaca y queso roquefort, sobre papel absorbente para eliminar restos de aceite y que queden bien crujientes.

Esta receta de Croquetas de espinaca y queso roquefort, rinde para 30 a 40 croquetas dependiendo del tamaño que las realicemos y cada una posee 90 calorías. Es un plato ideal, para acompañar una porción de carne, y servirle a nuestros hijos para que adquieran el hábito de consumir vegetales.