Consejos para calmar piernas fatigadas

piernas fatigadas

Con el correr del día, cuando hay mucho trabajo o simplemente cuando llevamos una rutina de ejercicios intensos, nuestras piernas pueden comenzar a pasar factura y hacernos sentir desde un leve cansancio hasta que no podemos dar un paso más debido al dolor o calambres. Las piernas fatigadas, pueden poner nervioso hasta el más activo de los seres. Por eso nunca esta de más tener presentes estos consejos.

Tips y consejos para calmar piernas fatigadas

Para calmar las piernas fatigadas existen muchos consejos, pero hoy vamos a enumerarte aquellos que no debes pasar por alto, en el caso que padezcas de este proceso que muchas veces, nos quita hasta las ganas de caminar. Toma nota.

  • Descanso: Realizar actividad física es sumamente saludable, pero siempre teniendo presente que el descanso muscular es vital para continuar con nuestras sutinas. Cuando realices ejercicios de pierna, descansa entre 2 a 3 minutos entre rutina y rutina, asi evitaras que ésta zona termine extremadamente agotada y luego cause dolores o molestias innecesarias. Si luego de un entrenamiento duelen mucho tus piernas o sus músculos, lo correcto sería que trabajes menos la zona, o que descanses al menos 48 horas antes de retomar tus ejercicios.
  • Hidratación: La hidratación es fundamental para evitar la rigidez y los calambres, ya que ayuda a mantener saludable los músculos. Cuando el agua es insuficiente, se rinde menos en la actividad física y las piernas se fatigan con mayor facilidad. El agua es importante antes, durante y después de cualquier actividad física.
  • Masajes: Tanto los masajes de forma personal, como en gabinete, son ideales para descansar las piernas fatigadas. Se pueden realizar de forma suave, circular y ascendente con aceites senciales como limón, rosa, perejil, lavanda o manzanilla. Cumplen una función calmante y anti-inflamatoria leve que ayudará a reponerte del malestar en las piernas. Al descansar, no olvides elevar los pies y las piernas para estimular la circulación.
  • Analgésicos: Como último recurso, vamos a mencionar los analgésicos ( paracetamol e ibuprofeno) en el caso que los dolores y molestias realmente lo requieran, pero se debe ser cuidadoso al momento de ingerir medicamentos, sobre todo éstos que son de venta libre. Siempre es mejor consultar con un especialista de confianza.
Nota: La aplicación de compresas frio/calor pueden ayudar a aliviar la tensión muscular y contrarrestar el malestar de las piernas fatigadas.